Amazon ha instalado cámaras térmicas en sus almacenes en el Reino Unido y en todo el mundo para examinar a los trabajadores en busca de síntomas de coronavirus.

Las cámaras pueden ayudar a detectar la fiebre comparando el calor corporal de una persona con el de su entorno.

La tecnología es más rápida que los termómetros de corto alcance en los que la compañía había confiado anteriormente.

Amazon y el Covid-19

Se han reportado casos de Covid-19 entre el personal de más de 50 almacenes de Amazon en los Estados Unidos.

Y los trabajadores han afirmado que es casi imposible practicar el distanciamiento social dentro de los almacenes.

«Hemos implementado controles diarios de temperatura en nuestros lugares de operación como una medida preventiva adicional para apoyar la salud y la seguridad de nuestros empleados, que siguen prestando un servicio crítico en nuestras comunidades», dijo un portavoz de Amazon.

«Ahora estamos implementando el uso de cámaras térmicas para el control de la temperatura para crear una experiencia más eficiente en algunos de nuestros sitios».

El uso de la tecnología de cámaras térmicas también reemplazará a los termómetros en las entradas de personal de muchas de las tiendas de Whole Foods de Amazon.

Remplazan el termómetro por cámaras de alta tecnología

Amazon implementa cámaras infrarojas

El director gerente de Thermascan, Dave Blane, dijo que la tecnología térmica se ha utilizado ampliamente desde que los aeropuertos de todo el mundo la adoptaron durante la epidemia del síndrome respiratorio agudo severo (Sars) de 2003.

«Hemos visto un aumento en el uso de la tecnología térmica a través de una variedad de industrias, hasta el punto de que casi hay problemas para mantener el ritmo de la demanda», dijo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha advertido que el examen de la temperatura para el Covid-19 podría arrojar falsos positivos y no es eficaz para los asintomáticos.

Puedes leer: Apple anuncia el nuevo Iphone SE 2020

Pero el Sr. Blane dijo que «la tecnología hoy en día puede ser increíblemente precisa» y debería ser utilizada más ampliamente.

La demanda global de entregas en línea se ha disparado ya que muchos países han cerrado las tiendas para cumplir con el bloqueo del coronavirus.

En marzo, Amazon despidió a un trabajador de la ciudad de Nueva York que organizó una protesta por las condiciones de trabajo en los almacenes.

Mientras tanto, los seis almacenes de la empresa en Francia permanecerán cerrados al menos hasta el miércoles, tras una disputa sobre las condiciones sanitarias.


Ayúdanos a que la información llegue a la mayor cantidad de personas. Tienes que hacer clic en los botones de la parte de abajo y compartirlo en las redes sociales de tu elección. Muchísimas gracias por tu ayuda y apoyo. 🙂

apoyanos